Desde hace algunos días están prohibidas más compras de productos no esenciales en supermercados de la vecina ciudad.
La idea es evitar las aglomeraciones y agilizar las compras.