EL CONOCIDO CANTANTE CRISTIANO “MIGUELITO” ESTUVO EN ARTIGAS

“Miguelito” es el seudónimo de George Villarmán, quien se hizo conocer en el mundo del merengue dominicano moderno haciendo parte de la orquesta “Wilfrido Vargas y sus beduinos”estuvo en la capital departamental y en la localidad de Tomás Gomensoro durante el fin de semana.
Cientos de personas en Plaza Zorrilla disfrutaron de su show y escucharon su mensaje cristiano.
Miguelito,empezó a cantar desde la edad de 9 años como solista del coro del Colegio de la Iglesia San Juan Bosco en Santo Domingo, pero su fama comenzó a finales de 1976 al resultar ganador en un festival juvenil en New York, por lo cual fue contratado por Alvarito Ortiz Productions para cantar en el Happy Hills Casino, en el Teatro Puerto Rico y en el Teatro Jefferson, todos en Nueva York.
Allí también estaba presentándose la orquesta de Wilfrido Vargas, quien, fascinado con el talento del joven cantante, lo contrató como uno de sus vocalistas en 1978.
Pero en medio de toda aquella fama había un vacío en su corazón. Buscó a Dios y comenzó a congregarse en la iglesia de Jesucristo desde 1989.
Contratado por Prime y Records para ocupar la posición de Toño Rosario en 1996, fue llevado a Puerto Rico donde lo tocó aún más el Espíritu de Dios; y en vez de la fama que salió a buscar, recibió el bautismo del Espíritu Santo, que cambió su forma de pensar, de sentir y le hizo desistir para siempre de la música comercial, para dedicarse totalmente a la búsqueda de Dios y al estudio de su palabra en la localidad de Búffalo, estado de New York, donde permaneció retirado por cinco años.
En 2001 sintió el deseo de grabar un CD de merengues, de aquella música que antes cantaba con la orquesta de Wilfrido Vargas; y ese deseo lo llevó a Puerto Rico donde el productor musical Bony Cepeda le preparó su primera producción musical cristiana.
La grabación causó buen impacto en el mundo cristiano. Desde entonces, “Miguelito” no ha parado de viajar por el mundo entero bailando, cantando y predicando la palabra de Dios.

Compartelo:
Facebook
Twitter
Instagram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *